SECRETARÍA DE DESARROLLO ECONÓMICO

Reconocen buenas prácticas de porcicultura en el Atlántico

El departamento del Atlántico se convertirá en el mediano plazo en zona libre de fiebre porcina, con base en la implementación de una alianza estratégica que arrojó los primeros resultados en cuanto a certificación de buenas prácticas ganaderas en producción porcina, otorgada por el Instituto Colombiano Agropecuario ICA a tres granjas de esta sección del país.

En la sala de juntas Luis Carlos Galán fueron entregados los certificados de reconocimiento de Buenas Prácticas  Ganaderas en la producción porcina (BPG) a tres predios ubicados en Baranoa, Sabanalarga y Tubará. 

Las certificaciones fueron recibidas por Oscar Gonzalez, gerente de la empresa Acondesa-Sección Porcinos a nombre de la Granja Villa Paraiso Sitio II en jurisdicción de Baranoa; Gerardo Gómez, propietario del predio “Villa Adegos”, del municipio de Tubará y Orlando Silvera propietario de la Granja “El Oasis”, ubicada en Sabanalarga.

En concepto del secretario de desarrollo económico  del Atlántico, en calidad de encargado, Jaime Blanco, este acto se convierte apenas en el primer paso de un proceso que significará la certificación definitiva de todos los predios que en esta sección del país se dedican a la ganadería porcina con estándares altos de calidad e inocuidad.

“Las buenas prácticas en ganadería porcina deben ser el objetivo a donde todos los productores del sector pecuario deben llegar, ya que las fincas que no se certifiquen, no van a tener beneficios”, dijo el funcionario.

De acuerdo con las cifras entregadas por el gerente general  de la Asociación Nacional de Porcicultores, Carlos Maya Calle, quien estuvo presente en el evento, el Caribe Colombiano está llamado a convertirse en la zona estratégica de desarrollo de la actividad porcina por las características que presenta para incrementar significativamente la producción y demanda de la carne de cerdo en el país.

El año pasado Colombia registró una producción estimada de 177 mil toneladas de carne de cerdo, de las cuales la totalidad fue para consumo nacional, por cuanto no se está exportando, pero el crecimiento promedio de los últimos 5 años ha superado el 12 por ciento.

En lo que va corrido del año 2010 la producción ha superado las 186 mil toneladas, pero es inminente que se siga aprovechando la alianza con las autoridades para fomentar una mayor producción  local que garantice el abastecimiento  y avanzar hacia la eliminación de las importaciones, que se ubican en el 15 por ciento.

En cuanto a la Región Caribe, se requieren políticas de consolidación de los procesos de inocuidad para seguir generando las condiciones que impliquen un mayor número de certificaciones por parte del ICA.

El consumo promedio de carne de cerdo en el mundo es de 16 kilos por persona al  año y en Colombia apenas se alcanzan  los 4 kilos por persona, con una tendencia creciente que debe ser incentivada por las autoridades sanitarias y los productores.

La Asociación Nacional de Porcicultores ha venido destinando cifras importantes en su presupuesto para la inversión en promoción y publicidad, lo que se convierte en un punto de partida para lograr el objetivo de incrementar la producción, oferta, demanda y consumo de la carne de cerdo en el país.